La equitación se convirtió en un deporte Olímpico en los Juegos de París de 1900, posteriormente desapareció hasta Estocolmo en 1912, desde entonces se ha incluido en el programa del panorama de las olimpiadas. Las medallas individuales y por equipos se otorgan en cada una de las tres disciplinas ecuestres.

El éxito exige una completa armonía y confianza entre el hombre y el animal, con el jinete comunicándose a través de sus manos sobre las riendas, las piernas y los cambios en el peso corporal para animar al caballo a responder. De hecho, las cualidades del caballo se ponen a prueba en la misma medida que las del atleta.

CONOZCAMOS MÁS DEL DEPORTE

La disciplina de la equitación se divide en tres puntos, los cuales son;

DOMA

La doma es considerada el arte del deporte ecuestre y es la base para todas las demás disciplinas. Pone a prueba la capacidad del caballo y del jinete para demostrar tanto su destreza atlética como su suprema elegancia examinando, por ejemplo, la capacidad de un jinete para hacer que su caballo se mueva rápidamente de un lado a otro, estalle en un galope o cambie de dirección inmediatamente, utilizando órdenes sutiles.

Los jinetes compiten en una arena rectangular de 20x60m, cuando el caballo y el jinete están en perfecta armonía, es algo realmente disfrutable, pues la belleza de este acontecimiento es indescriptible al ser acompañada con el ballet. Sin embargo, alcanzar este nivel de unidad mientras se compite en los estándares Olímpicos lleva años de experiencia y requiere un control y unos conocimientos consumados.

CONCURSO COMPLETO

El concurso completo normalmente se describe como el triatlón ecuestre. Es una disciplina formada por tres pruebas: doma, cross-country y salto. Tras ellas, se determina una puntuación total, por lo que participar en ella implica tener una experiencia considerable en diferentes categorías de la hípica.

SALTO DE OBSTÁCULOS

El salto es la espectacular combinación de valentía, control y habilidad táctica, para completar un recorrido de 12 a 15 obstáculos puestos en un orden específico. Hay penalizaciones por cada obstáculo que no se supere o que se evite. También hay penalizaciones de tiempo por exceder el límite de tiempo permitido, dependiendo de la ronda de clasificación.

En cada competición, los atletas se enfrentan a un recorrido nuevo y único, que desafía a la capacidad comunicativa y técnica del atleta con el caballo. Los recorridos incluyen barras dobles y triples, saltos de agua y muros de piedra simulados, que pueden ser desde 1,40 m a 1,65 m de alto y tener una extensión de 2,2 m. Estéticamente, los recorridos suelen estar adornados con temática local y cultural, lo que deja un recuerdo imborrable de la competición a todos los aficionados y a todos los espectadores que disfruten de ella desde casa.Alemania es el país que ha ganado la mayor cantidad de medallas de oro en equitación, contando con 26. Michael Jung ha dominado las pruebas individuales en los últimos Juegos, ganando el oro tanto en Londres 2012 como en Río 2016. Jung estaba destinado a hacerse un nombre en la equitación: tanto su padre como su abuelo eran jinetes muy conocidos. Suecia, Francia, EE.UU. y Gran Bretaña se encuentran entre las otras naciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

rtp slot gacor

https://www.bluehillsmedical.com/

https://www.visithurleyfarms.com/

https://www.jurnalmudiraindure.com/

https://www.haggar.cl/

https://dosavilas.com/

situs judi bola