bonus new member sbobet slot bet 100
DIOSAS DEL JAZZ – dolphin all sport
  • enero 21, 2020
  • KARINA ELIAN
  • 0

Por Karina Elián Salinas

Resultaría extraordinario que en este siglo pudiéramos evocar la magia de aquellas musas quienes según la mitología griega, bajaban a la tierra para deleitar y alimentar la inspiración de los hombres, con sus magníficos cantos.

Estos privilegiados mortales, escuchaban voces provenientes de dichas deidades tales como Clío, Talía, Calíope y Euterpe, logrando convertir sus hermosas melodías en pensamientos e ideas propias.

Apartándonos por un momento de la mitología griega, y trasladándonos hacia la era del jazz, sin duda surge una extensa lista de musas, quienes también con la magia de sus canciones cautivaron a la humanidad. 

Es por eso que hoy descubrimos algunas musas del olimpo jazzístico:

Una de ellas nos recuerda que “Las penas con blues son menos”, evidentemente recordamos el nombre de “Bessie Smith”, cuyo sello característico radicaba en la dureza y aspereza de su voz. Por lo cual logró imprimir en sus interpretaciones un toque de profunda pena, convirtiéndose en la indiscutible “Emperatriz del blues”.

Para “The Divine”, mejor conocida como “Sarah Vaughan”, la música viene de herencia, ya que su padre además de ser carpintero fue guitarrista de blues aficionado, y paralelamente su madre cantaba en el coro de la iglesia de su barrio. Esta conexión musical en su ADN, dio como resultado a una cantante superlativa capaz de otorgar un sentido instrumental a su propia voz. 

La maestra del Scat, “Ella Fitzgerald”, es otra de las musas jazzistas, quien nos ofreció maravillosas interpretaciones gracias al increíble dominio de su técnica vocal. Es por ello que “La Primera Dama de la Canción”, amplió su repertorio musical incluyendo el swing, la samba, el blues, entre otras vertientes.

Incursionando en el góspel, no podríamos dejar de lado a quien es considerada la reina dentro de este género; “Mahalia Jackson”, quien además de brindar sus alabanzas, contribuyó como activista de derechos humanos. Además de recordar la singularidad en su voz ondulada, que también logró sumergirse en las notas del blues.

Por supuesto que para cerrar este pequeño homenaje, surge la elegancia de “Billie Holiday”, cuya fascinación radicaba en que cantase lo que cantase, poseía un toque dúctil y refinado que la diferenciaba de las demás cantantes clásicas, a tal grado de lograr que la crítica la catalogara como una voz que poseía la flexibilidad del sax tenor de “Lester Young”. 

Como podemos apreciar las musas han logrado fascinar a los oídos mortales en más de una ocasión. Dentro del mundo sincopado, además de  inspirar a gran parte de la humanidad, imprimieron un estilo tanto en las partituras como en el micrófono. 

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *